rompe ralphPelícula 3D: ¡Rompe Ralph!
Título original: Wreck-it Ralph.
Dirección: Rich Moore. País: USA.
Año: 2012. Duración: 108 min.
Género: Animación.
Doblaje original: John C. Reilly (Ralph), Sarah Silverman (Vanellope), Jack McBrayer (Repara-Félix Jr.), Jane Lynch(sargento Calhoun), Alan Tudyk (King Andy), Mindy Kaling (Taffyta), Joe Lo Truglio (Markowski), Ed O’Neill (Sr. Litwak), Dennis Haysbert (general Holograma).
Guion: Phil Johnston y Jennifer Lee; basado en un argumento de Rich Moore, Phil Johnston y Jim Reardon.
Producción: Clark Spencer. Música: Henry Jackman. Montaje:William J. Caparella. Distribuidora: The Walt Disney Company Spain.
Estreno en USA: 2 Noviembre 2012.
Estreno en España: 25 Diciembre 2012.
Calificación por edades: Apta para todos los públicos.

Estas navidades ha llegado dando un golpe de gracia en los cines un grandullón que quiere acabar con las dichosas etiquetas. Estrenada el día de Navidad en nuestras salas, es una de las firmes candidatas a obtener la preciada estatuilla de oro por Mejor película animada. La Disney ha puesto a funcionar a sus cabezas pensantes de la mano de Phil Jhonston para conseguir este himno al trabajo en equipo y a la cooperación en mayúsculas.

Ralph y Vanelope hacen una atípica pareja dentro del reino de la fantasía, pero no es más que el fiel reflejo de que las bases ideológicas aparentemente están cambiando: el malo y la chica rarita, una screem. No desgranaremos mucho la trama, pero es una película en la que la diversión está más que asegurada. Aparece un sinfín de guiños para los amantes de los videojuegos, como un erizo azul… Como ya pasó con nuestros amigos de Toy Story, los videojuegos también tienen alma; viven y sobreviven en su universo, siempre cuando la sala de recreativos cierra. Tienen su propia taberna, sufren, van terapia… Pero Ralph será quien rompa con un rol estrictamente establecido donde el malo lo sigue siendo pese a no poner en marcha ninguna partida. El tema de la aceptación por parte de los otros subyace en esta trama, donde cómo no, también tendrá cabida el amor entre quienes aparentemente no tienen nada en común. También el tema del malo malísimo opresor y perverso, pero no desvelaré nada, porque ver esta película en 3D es todo un espectáculo.

Ralph nos enseña algo muy importante: hasta quienes creemos que se han quedado obsoletos tienen una oportunidad, y si se la concedemos -y más en estos terribles tiempos que corren-, pueden llegar a lo más alto.

Posdata: “¡Oreo, Oreeeeo!” ¡Cuidado con las galletas si veis la película en 3D!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *