gravity en todo es cineTítulo original: Gravity Dirección: Alfonso Cuarón
País: EEUU.
Año: 2013
Duración: 90 min.
Género: Drama, Sci-Fi.
Reparto: Sandra Bullock, George Clooney, Ed Harris.
Idioma: Inglés.
Música: Steven Price
Montaje: Emmanuel Lubezki.
Guión: Alfonso Cuarón, Jonás Cuarón.
Estreno es España: 4 de octubre de 2013

 

Perdida en el silencio. En la más absoluta oscuridad, sin poder ser capaz apenas de relajar su respiración, la doctora Stone (Sandra Bullock) gira sin fin suspendida en el vacío. Y es que su tarea de reparación del telescopio Hubble se vuelve una odisea épica cuando, sin previo aviso, una lluvia de basura espacial atraviesa como proyectiles la estación y la dejan perdida en el espacio.

Su compañero de operaciones, el veterano comandante Kowalsky (George Clooney) no puede seguir con sus bromas y sus jocosas anécdotas cuando todo se tuerce, pero, eso sí, no dudará en lanzarse al abismo para rescatar a su compañera y poner sus vidas a salvo. Siempre y cuando eso sea posible.

Sencilla. Así es la puesta en escena de este drama de ciencia ficción. Sólo una actuación, la genialmente interpretada por Bullock, se hace dueña de la atención, la angustia y la esperanza de los espectadores durante noventa minutos. Con una filmación pausada y muy cuidada espacialmente, podemos disfrutar de una de las mejores cintas del género. A la más que impecable actuación de la protagonista -huele cuanto menos a nominación oscariana -los cuidados efectos mostrados te hacen sufrir en primera persona las tribulaciones de la doctora Stone.

gravity sandra bullock y george clooney en todo es cine
Imagen de “Gravity”, Copyright © 2013 Warner Bros. Pictures, Esperanto Filmoj, Heyday Films. Distribuida en España por Warner Bros. International Spain. Reality Media y Warner Bros. Pictures. Todos los derechos reservados.

Pese a parafrasear a la genial Alien (1979) con su “In space no one can hear you”, Gravity consigue ir un paso más allá, y superar tan terroríficos parásitos intestinales. Reducir las emociones más básicas, como si de un intenso perfume se tratara, nos permite poder experimentar de una manera más sencilla y por lo tanto más profunda, en este caso, aquello que de verdad nos aterroriza. Y no sólo son los inquietantes movimientos en choques espaciales lo que deja boquiabierto, si no la excitante capacidad que tiene Sandra Bullock para transmitir, tanto, tantísimo con su respiración: un grito ahogado que busca aire, un estertor terrorífico cuando el pánico la supera.

Perdida más allá de donde nadie pueda localizarla, sola y a merced de una ingravidez absurdamente delirante, tendrá que encontrar la esperanza y la fuerza suficiente para sobrevivir en una secuencia de terribles situaciones que ponen a prueba la empatía de la audiencia. Porque a pesar de lo extremo de la situación que Cuarón (Hijos de los hombres -2006-, Y tu mamá también -2001-) nos presenta, no es más ni menos que la recurrente máxima de superación: no puede haber un problema en la vida que nos haga rendirnos y dejarnos arrastrar, es en la insensatez del intento donde puede residir el éxito de nuestra gesta… o no.

Silencio. Es todo lo que define el inmenso espacio exterior, tan alejado y tan deseado. Silencio, es lo que mejor define la sensación, que como espectador, te deja este film. Altamente recomendable, que nadie pierda la oportunidad de perderse en esa ingravidez donde nadie puede oír tus gritos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.