El regalo más grande que les puedes dar a los demás es el ejemplo de tu propia vida.

Bertolt Brecht

Queridos amigos de Todo Es Cine:

Un placer volver a estar con todos vosotros. Estrenamos mes y, con él, hablaremos de una comedia francesa de 2016, Manual de un tacaño, dirigida por Fred Cavayé. La historia nos lleva a la vida de François Gautier (Dany Boon), un violinista cuya única aspiración y deleite son el llevar el dinero al banco; su vida pasa por una lucha contra todo aquello que le empuje a gastar, lo que incluye la comida o la diversión. Pero lo peor es niega todo aquello que debe pagar a los vecinos, amigos y compañeros de trabajo, haciéndose con ello grandes enemigos.

Imagen de ‘Manual de un tacaño’ © 2016 Jerico, TF1 Films Production y Mars Films. Todos los derechos reservados.

Su casa parece deshabitada, la falta de luz y de todo hacen mella en su existencia triste y patética. Pero las cosas cambian. A su vida llega Laura (Noémie Schmidt), una hija de diecisioete años ávida por conocer y querer a ese padre ausente en su vida. Pero Laura tiene en mente la idea de otra persona, a quien ella le da el significado de un hombre ahorrador que guarda su dinero para poder ayudar al desfavorecido.

Imagen de ‘Manual de un tacaño’ © 2016 Jerico, TF1 Films Production y Mars Films. Todos los derechos reservados.

Al mismo tiempo, en su trabajo aparece Valérie (Laurence Arné), una joven música de la que se enamorará. Y con todos estos ingredientes empieza una historia y esa es para vosotros.

Imagen de ‘Manual de un tacaño’ © 2016 Jerico, TF1 Films Production y Mars Films. Todos los derechos reservados.

La película hace reír, sobre todo por las excentricidades de François por querer pasar por quien no es; y también al caer en ciertos hábitos que no son los suyos, y cómo lucha para poder llevar todo a buen puerto, son algunos de los aspectos que hacen de esta comedia de situación una buena reflexión.

Imagen de ‘Manual de un tacaño’ © 2016 Jerico, TF1 Films Production y Mars Films. Todos los derechos reservados.

Y es que, cuando alguien cree en ti, tú también puedes dar algo más todo aquello que iba a quedar dentro; por eso, el regalo más grande que les puedes dar a los demás es el ejemplo de tu propia vida. Feliz mes de noviembre y que saque la mejor parte de nosotros mismos.

Con todo el cariño, desde la Mecedora.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.